Jennifer López visitó el martes el Hospital del Niño para donar un equipo de telemedicina que permitirá a los pediatras compartir diagnósticos y planes de tratamiento con colegas en Los Angeles y Puerto Rico.

"Estamos en Panamá para elevar la salud de los niños y para ofrecer recursos de educación médica a los médicos y enfermeras, para que mejoren la vida de los niños", dijo la cantante, quien llegó al hospital acompañada de sus dos hijos y su hermana Lynda.

"Lynda y yo estamos agradecidas de traer oportunidades a los niños y a la comunidad médica de este hermoso país", declaró la diva, quien se encuentra en Panamá para arrancar su gira continental "Dance Again".

La artista arribó el lunes por la noche a la capital panameña. Ofrecerá un concierto el jueves en el centro de convenciones Figali, en la entrada del Pacífico en el Canal Interoceánico. López seguirá después con su gira por Sudamérica y Estados Unidos.

"Gracias a nuestros doctores en Panamá, en Puerto Rico y en Los Angeles. Ellos son los verdaderos ángeles y el éxito detrás de nuestro programa", subrayó la cantante.

Panamá es el segundo país después de Puerto Rico al que la fundación de la diva dona equipo médico.

La primera dama de Panamá Marta Linares de Martinelli explicó que son siete los centros de telemedicina que se instalarán en hospitales pediátricos del país, incluyendo uno en la comarca Ngobe-Buglé, habitada por la mayor etnia indígena de Panamá.

Linares de Martinelli dijo que los equipos permitirán elaborar diagnósticos digitales y computarizados, además incluyen estaciones de conferencias de vídeo que harán posible que doctores panameños intercambien diagnósticos y planes de tratamiento de pacientes con médicos especialistas en Los Angeles.

El director del Hospital del Niño, Alberto Bissot, agradeció a López la donación.

"La salud de los niños va a mejorar con el programa de telemedicina, el cual tendrá un impacto en todo el país sobre todo en las áreas de las comarcas indígenas", dijo.

El Hospital del Niño es el principal centro de atención de salud pública para infantes en el país, y desde allí se controlará el programas hacia otros centros hospitalarios en todo el territorio.