El Gobierno argentino comenzará en julio próximo a exportar cítricos dulces y langostinos a Brasil, tras superar las diferencias con el país vecino en los "controles fitosanitarios" de estos productos, informaron hoy fuentes oficiales.

El ministro de Agricultura argentino, Norberto Yauhar, manifestó incluso su intención de que este acuerdo se haga "extensivo a otras producciones nacionales".

La exportación de langostinos producidos en Argentina se concretará después de tres años de negociaciones con el país vecino, aseguró el subsecretario de Pesca, Miguel Bustamante, a través de un comunicado.

"La apertura de este mercado se realiza para un nicho de consumo de excelencia o de muy alta calidad que es importante respecto de las capturas anuales que viene registrando nuestro país", señaló Bustamante.

La nación vecina habilitó el ingreso de estos productos después de que el canciller argentino, Héctor Timerman, pidiera el pasado 15 de mayo a su homólogo brasileño, Antonio Patriota, un mayor acceso para artículos locales.

Durante esa reunión las dos mayores economías suramericanas se comprometieron a solucionar sus conflictos comerciales en "cuestión de días".