Las eliminatorias de la CONCACAF nunca son un paseo para México por más que sea la potencia indiscutida de la región y eso los mexicanos seguramente lo volverán a comprobar el martes, cuando enfrenten afuera a un El Salvador agrandado por su empate como visitante frente a Costa Rica.

El estadio Cuscatlán es siempre una caldera cuando visitan los mexicanos y esta vez podría serlo más todavía en virtud del empate 2-2 que los cuscatlecos en San José 2-2 en su debut luego de remontar una desventaja de dos goles.

Ese resultado alimentó la ilusión de los salvadoreños de terminar entre los dos primeros del Grupo B, que avanzarán al hexagonal final.

Para lograr ese objetivo, deberán tratar de sumar la mayor cantidad de puntos posibles como locales y cualquier unidad que puedan arrancarle al favorito México tendrá un enorme valor en la batalla con los "ticos" por el segundo boleto.

"El equipo quedó fuerte después de lo demostrado contra Costa Rica, después de revertir un 2-0", comentó el técnico uruguayo de El Salvador Rubén Israel. "Es un envión anímico grande para el equipo y tenemos que ser inteligentes para plantear el partido".

El timonel trató de quitarle presión a sus jugadores diciendo que se trata de "otro partido de tres puntos tan importante como Guyana y Costa Rica".

Costa Rica visitará a Guyana.

Panamá, por su parte, tiene una buena oportunidad de consolidarse en el Grupo C, que lidera junto con Canadá tras su impactante victoria 2-0 ante Honduras como visitante.

Los panameños recibirán a Cuba, el más débil del grupo, mientras que Honduras visitará a Canadá, que en su debut venció 1-0 a los cubanos en la isla.

Estados Unidos y Jamaica, colíderes del Grupo A, harán de visitantes ante Guatemala y Antigua respectivamente. Jamaica dio un paso importante en la primera fecha al doblegar 2-1 a Guatemala, en tanto que Estados Unidos superó 3-1 a Antigua.