Al menos doce supuestos combatientes de Al Qaeda y seis soldados murieron anoche en combates en el sur del Yemen, donde las autoridades recuperaron el control de una fábrica de municiones, informaron hoy fuentes oficiales.

Una fuente castrense dijo a Efe que los choques se desencadenaron la pasada madrugada cerca de la ciudad de Yaar, uno de los bastiones de Al Qaeda en la provincia sureña de Abian, después de que el ejército retomara el control de la fábrica.

Según esa fuente, las fuerzas armadas se preparan ahora para irrumpir en la localidad de Al Shakra, a unos veinte kilómetros al sur de Zinyibar, capital de la provincia.

Por su parte, el Ministerio de Defensa confirmó hoy en un comunicado en su página de internet que los soldados retomaron el control de una fábrica de municiones, que había caído en manos de militantes de Al Qaeda, que la usaban como base de operaciones.

El ejército se incautó en las instalaciones, situadas a siete kilómetros de Yaar, de armas y municiones que habían sido robadas, asegura la nota.

Desde el pasado día 12, las fuerzas armadas desarrollan una amplia ofensiva militar en las localidades de Lauder, Zinyibar y Yaar, feudos de Al Qaeda en Abian.

En el último año, el grupo terrorista ha aumentado su actividad en el Yemen aprovechando la situación de inestabilidad que vive el país desde el estallido en enero de 2011 de las revueltas populares contra el presidente Ali Abdalá Saleh, que en febrero pasado abandonó definitivamente el poder.