La canciller alemana, Angela Merkel, defendió hoy en Fráncfort la introducción de un impuesto sobre las transacciones financieras.

"El Gobierno apoyará ese impuesto sobre todas las transacciones bursátiles, como ya ha convenido con la oposición", dijo Merkel en un acto de despedida de la alcaldesa de Fráncfort, la también cristianodemócrata Petra Roth, en la Paulskirche.

Se trata de "explicar a los ciudadanos en Europa, que necesitamos bancos que funcionan, por un lado, y que necesitamos justicia, por otro lado, y que por ello es necesario una imposición de los productos financieros y la economía financiera", añadió la canciller alemana en una ciudad en la que el impuesto sobre las transacciones financieras encuentra opositores.

Merkel ha defendido el impuesto sobre las transacciones financieras dentro de la UE pero algunos países lo rechazan, como el Reino Unido.