Una tercera parte del conjunto más grande de muestras cerebrales de autistas en el mundo resultó dañada por la avería de un frigorífico en un hospital psiquiátrico del área de Boston, informaron científicos.

De acuerdo con el periódico The Boston Globe (http://bo.st/NsoCwH), un directivo del Hospital McLean en Belmont, afiliado a la Facultad de Medicina de Harvard, descubrió que el congelador se estropeó a finales de mayo sin que se activara la alarma.

En su interior, 150 cerebros se descongelaron y se descompusieron. Casi una tercera parte formaba parte de una recopilación de cerebros de autistas.

La directora del Centro de Material de Tejido Cerebral de Harvard, doctora Francine Benes, dijo que era "una colección invaluable".

El muestrario era propiedad de la organización de apoyo e investigación Autism Speaks. El grupo dijo que por el momento es impreciso el impacto de las pérdidas sobre las investigaciones futuras.

Una portavoz señaló que los cerebros habían sido divididos a la mitad y que las mitades de cada uno que fueron conservadas en otro lado no resultaron dañadas. Algunos de los tejidos cerebrales estropeados ya habían sido utilizados en estudios.

___

Información de The Boston Globe: http://www.boston.com/globe