MEXICO — La candidata oficialista a la presidencia, quien se ha quedado atrás en las preferencias electorales, lanzó ataques contra sus contrincantes, a quienes calificó como las dos caras de la misma moneda y acusó de autoritarios y corruptos, en el último debate de cara a las elecciones del 1 de julio.

Josefina Vázquez Mota, del Partido Acción Nacional, dijo que sus adversarios endeudaron a los ciudadanos de las entidades que gobernaron y aumentaron los índices de corrupción.

"El dilema es un retorno del PRI con dos rostros diferentes", dijo Vázquez Mota, refiriéndose al Partido Revolucionario Institucional, que gobernó de manera continua por 71 años hasta el 2000.

Reclamó al candidato puntero del PRI, Enrique Peña Nieto, haber creado un centro de espionaje con dinero del gobierno y esconderse en el baño en una protesta reciente de jóvenes universitarios. Ese incidente desencadenó otras protestas, incluida una que reunió el domingo a decenas de miles de personas que se manifestaron contra el retorno del antiguo régimen.

"No queremos a alguien que se vaya a esconder al baño de la universidad para resolver los problemas del país", dijo Vázquez Mota.

Peña Nieto, quien encabeza las encuestas de intención de voto con una ventaja de alrededor de 13 puntos porcentuales, negó haberse escondido en el baño y aclamó las protestas estudiantiles que han surgido a partir de esa visita a la Universidad Iberoamericana el 11 de mayo.

Vázquez Mota añadió que Peña Nieto dedicó su tesis al salir de la universidad al político Arturo Montiel, quien terminó su carrera política después de que salieron a la luz acusaciones de que había creado una fortuna con fondos públicos. Montiel, quien no enfrentó juicio, precedió como gobernador del Estado de México a Peña Nieto.

El candidato puntero respondió que la dedicatoria "fue un gesto de cortesía".

Peña Nieto dijo después del debate que la candidata lo ha atacado desde que las campañas iniciaron hace más de dos meses y que él no respondería.

Vázquez Mota acusó también al candidato izquierdista, Andrés Manuel López Obrador, representante del Partido de la Revolución Democrática, de haberse unido como joven al PRI y cambiar repentinamente de inclinación política.

"¿Cómo responde a los jóvenes que usted convocó a la Plaza de las Tres Culturas?", preguntó a López Obrador en referencia al sitio de la masacre de jóvenes en 1968 y el lugar donde el candidato sostuvo un mitin reciente con estudiantes.

López Obrador ha tenido un ligero repunte según los datos de casas encuestadoras, mientras que Vázquez Mota, la primera mujer candidata por uno de los principales partidos mexicanos, ha caído al tercer lugar. Los electores mexicanos culpan al partido gobernante por la violencia ligada al narcotráfico que ha producido más de 47.000 muertos, según las últimas cifras oficiales.

"Josefina más que nadie necesitaba contrastar un poco más su proyecto porque su campaña estaba un poco borrosa", dijo Alejandro Schtulmann, director de investigación de una consultora de análisis político.

Peña Nieto dijo en el debate que los mexicanos van a beneficiarse más de las políticas del PRI, ya que el PAN no ha logrado reducir la pobreza ni que México crezca económicamente como otros países en Latinoamérica.

"El centro de mi propuesta está en que tú ganes más", dijo mientras se dirigía a los espectadores.

López Obrador dijo que sus adversarios están plantando miedo al cambio como respuesta al ligero repunte que ha tenido en las últimas semanas.

"Este régimen ya se pudrió", dijo el candidato, quien también contendió por la presidencia en 2006 y perdió por menos de un punto porcentual.

El debate en la ciudad de Guadalajara se realiza 21 días antes de las elecciones del 1 de julio.

Horas antes del debate, decenas de miles participaron en las protestas efectuadas en el centro de la Ciudad de México, de acuerdo con datos de la Secretaría de Seguridad Pública local. Los manifestantes gritaron consignas como "¡Ni un voto al PRI!" y "Fuera Peña".

En tanto, medios locales reportaron otras marchas en ciudades como Monterrey, Veracruz y la ciudad sede del debate, Guadalajara, las cuales también se pronunciaron en contra del candidato puntero.

López Obrador, ubicado hasta hace unas semanas en un tercer lugar de las preferencias, ha logrado acercarse a Peña Nieto. Vázquez Mota se ubica alrededor de cuatro puntos detrás de López Obrador. El cuarto candidato de Nueva Alianza, Gabriel Quadri, tiene sólo unos puntos porcentuales de intención de voto.

Los partidos de Peña Nieto y Vázquez Mota difundieron esta semana mensajes de propaganda en los que atacaban al candidato izquierdista. Lo calificaron de autoritario, violento y de ser un político que "no cree en la democracia".

Antes del repunte de López Obrador en las encuestas, el enfoque de los mensajes del PAN era recordar a los 80 millones de electores el pasado del PRI, manchado de corrupción y una serie de crisis económicas. Ahora, PAN y PRI han elegido esforzarse en traer a la memoria imágenes de 2006, cuando López Obrador perdió la presidencia por medio punto porcentual, rechazó los resultados y paralizó la capital con numerosas protestas meses después.

Algunos analistas creen que lo que ha cerrado la brecha entre Peña Nieto y López Obrador son las protestas estudiantiles, en las que miles de estudiantes rechazan el regreso del PRI y reclaman que la cobertura de los medios mexicanos ha favorecido a su candidato.

Una encuesta del 31 de mayo del periódico Reforma señaló que López Obrador estaba a solo tres puntos del candidato puntero.

Días después salieron a la luz los mensajes contra el candidato izquierdista, lo que lo llevó a decir que una guerra sucia había comenzado.

____________

Adriana Gómez Licón está en Twitter como: http://twitter.com/agomezlicon

___

Mark Stevenson contribuyó a este despacho.