Las medidas de austeridad implementadas por los gobiernos europeos a fin de contener la crisis de la deuda probablemente los hundan más en la recesión, lo que agitará los mercados financieros globales y representará la mayor amenaza a la economía mundial actual, advirtió la ONU.

De acuerdo con la actualización de medio año del informe mundial Situación y Perspectivas Económicas 2012 de Naciones Unidas, publicado el jueves, los países más desarrollados aún están por recuperarse de la crisis financiera mundial de 2008-2009 y las medidas de austeridad fiscal aplicadas en respuesta han sido contraproducentes.

El informe advirtió que el Producto Mundial Bruto aumentó un 2,7% en 2011 y que se prevé que crezca un 2,5% en 2012 y un 3,1% en 2013.