La NASA canceló el jueves la misión de un nuevo telescopio de rayos X dos años antes del lanzamiento previsto.

La misión del Pequeño Explorador de Gravedad y Magnetismo Extremo (GEMS) debía partir en el 2014 para estudiar agujeros negros y estrellas de neutrones. Pero revisiones externas indicaron que el proyecto probablemente se excedería mucho del presupuesto.

GEMS fue seleccionado con la condición de atenerse a un límite estricto de costos, dijeron funcionarios de la agencia espacial, al contrario que el Telescopio Espacial James Webb, que será lanzado en el 2018.

"Ese límite de costos es un aspecto muy importante en el desarrollo del proyecto", afirmó Paul Hertz, director de la división de astrofísica de la NASA. Webb "es diferente".

Miles de millones de dólares por sobre su presupuesto y con demora de años, Webb es el mayor proyecto científico, considerado el sucesor del Telescopio Espacial Hubble. Tanto Webb como GEMS son conducidos en el Centro Goddard de Vuelos Espaciales en Greenbelt, Maryland.

En cifras ajustadas para tener en cuenta la inflación, GEMS debía mantenerse en 119 millones de dólares, sin contar el cohete, pero revisiones independientes calcularon que el costo final estaría entre el 20% y el 30% por encima de ese límite, dijo Hertz.

Hertz explicó en una conferencia de prensa que el desarrollo de la tecnología necesaria para el instrumento demoró más de lo previsto, hecho que elevó el precio.

A la NASA le costará unos 13 millones de dólares cerrar el proyecto, agregó. Después de agregar el dinero ya invertido en GEMS, el costo total para la agencia será de 50 millones.

Todavía no se había comprado el cohete para la misión ni se había fabricado el telescopio.

Hertz afirmó que varios observatorios existentes pueden responder algunas de las preguntas científicas a las que se iba dedicar GEMS, incluso el telescopio NuStar, que debe partir la semana próxima desde el atolón de Kwajalein en el Pacífico.

______

En internet:

Misión GEMS: http://gems.gsfc.nasa.gov/index.html