El líder norcoreano, Kim Jong-un, pronunció hoy en Pyongyang su segundo discurso en público desde que accedió al poder el año pasado dentro de las celebraciones del 66 aniversario de la fundación de la Unión de Niños Coreanos (UNC), informó la agencia KCNA.

El joven líder, que se cree tiene en torno a 30 años, llevó a cabo su alocución en el estadio Kim Il-sung de la capital norcoreana, con capacidad para unos 50.000 espectadores.

El breve comunicado difundido por la agencia del régimen comunista tan solo explica que Kim Jong-un "asistió al encuentro y pronunció un discurso de felicitación", sin ofrecer más detalles sobre el contenido del mismo.

La nota añade que al acto también asistieron otras figuras de peso político en el país, como el número dos del régimen comunista, Kim Yong-nam; el primer ministro, Choe Yong-rim; y también Kim Kyong Hui, tía paterna de Kim Jong-un y secretaria de comité central del Partido de los Trabajadores de Corea.

La alocuciones públicas de Kim Jong-un se consideran algo inusual ya que su padre, Kim Jong-il, que gobernó el país durante 17 años desde 1994 hasta su muerte el pasado diciembre, sólo pronunció una frase en toda su vida divulgada por la televisión.

El nuevo líder norcoreano realizó su primer discurso el pasado 15 de abril, dentro de los actos convocados para celebrar el centenario del nacimiento de su abuelo y fundador del país, Kim Il-sung.

Los escolares que participaron en el evento de hoy "expresaron su determinación a la hora de formarse como guardia infantil intensamente leal a Kim Jong-un", concluyó el despacho de KCNA.

Las celebraciones para conmemorar el aniversario de la UNC, en los que el régimen ha movilizado a unos 20.000 niños de todo el país, han sido criticados por algunos medios de comunicación de Corea del Sur, que los han comparado con los actos que los nazis organizaban con las juventudes hitlerianas.

Por ello, el Ejército Popular de Corea del Norte amenazó esta semana con realizar un ataque militar contra las sedes de todo estos medios por insultar al régimen y a su líder.