El ministro chileno de Hacienda, Felipe Larraín, afirmó hoy que no está garantizado que la economía del país siga creciendo y generando empleos, aunque consideró positivo el 4,8 % de expansión que anotó la actividad el pasado abril.

"No está garantizado que nuestra economía vaya a seguir creciendo y creando empleos", precisó Larraín a los periodistas, al comentar las cifras de actividad de abril difundidas este martes por el Banco Central.

"Tenemos que valorar lo que está ocurriendo con nuestra economía. Tenemos que valorar que Chile siga creciendo y creando empleos, en medio de una situación externa muy compleja. Sin embargo, tenemos que cuidar lo que tenemos", opinó el responsable de las finanzas públicas chilenas.

El Índice Mensual de Actividad Económica (Imacec), que recoge un 91 % de los bienes y servicios del PIB, creció el pasado abril un 4,8 % interanual y acumuló una expansión del 5,4 % interanual en los primeros cuatro meses del 2012, según las cifras del emisor.

El año pasado, el PIB chileno creció un 6,0 por ciento y la proyección del Banco Central para el 2012 se sitúa en un rango de entre un 4,0 % y un 5,0 %.

El ministro Larraín, que ha advertido varias veces que, dado el panorama internacional adverso, cualquier cifra de crecimiento superior al 4,0 % sería muy buena este año, dijo que sobre la base de los últimos indicadores "creemos que no es necesario tomar medidas adicionales" para enfrentar la crisis externa.

"Tal vez podremos hacer algo parcial, pero no vamos a anunciar nada adicional en este momento", remarcó y reveló que se reunió el pasado viernes con el presidente del Banco Central, Rodrigo Vergara, para analizar la situación.

"Estuvimos analizando la situación de la economía chilena y, en particular la de crédito y de liquidez, y vemos normalidad en ese mercado", aseguró.

Chile, "en un momento muy complicado de la economía mundial, genera mucha confianza entre los inversionistas", sostuvo y dijo que por esa razón, "nos visitan delegaciones empresariales y el Rey de España".

El rey Juan Carlos se encuentra en Chile desde la noche del lunes, acompañado de una nutrida delegación de empresarios y tiene previsto reunirse hoy con el presidente Sebastián Piñera.

Más tarde, el monarca se desplazará a la ciudad de Antofagasta (norte), donde asistirá a la IV Cumbre de la Alianza del Pacífico, en la que participarán además los presidentes de Colombia, México y Perú.

"Esperamos que nuestra economía mantenga la solidez y atracción que genera respecto de la inversión extranjera, sin desconocer que estamos en un momento complicado de la economía mundial", indicó el ministro Felipe Larraín.