Estados Unidos, por medio de la iniciativa Feed the future, aportará 19 millones de dólares durante los próximos cinco años para impulsar proyectos de combate al hambre en los departamentos de San Marcos y Huehuetenango, dos de los más pobres de Guatemala, informaron hoy fuentes empresariales.

La Agencia de los Estados Unidos para el Desarrollo Internacional (USAID, por sus siglas en inglés), suscribió un acuerdo con la Asociación Nacional del Café (Anacafé), para la ejecución y administración del programa Rural Value Chains, dijo a Efe una portavoz de esa organización empresarial.

Anacafé, la cual agrupa a los grandes, medianos y pequeños caficultores de este país centroamericano, será la unidad ejecutora del proyecto y contará con el apoyo de varias cooperativas y organizaciones comunitarias para su desarrollo.

El objetivo del programa Rural Value Chains es "mejorar el acceso a los alimentos expandiendo y diversificando el ingreso rural a través del desarrollo de cadenas de valor enfocadas en café, hortalizas y artesanías", precisó la fuente.

Así como contribuir a mejorar la nutrición de las familias beneficiarias en los departamentos de San Marcos y Huehuetenango, en el noroeste del país, en donde se concentra una gran cantidad de indígenas y campesinos pobres.

Los proyectos arrancarán en octubre próximo y se desarrollaran, entre otras acciones, por medio de jornadas de capacitación y formación en técnicas agrícolas y empresariales para lograr el desarrollo de las familias, así como de seguridad alimentaria y nutricional.

Según cifras oficiales, el 52 % de los 14,4 millones de guatemaltecos viven en condiciones de pobreza, y de esa cifra el 65 % son indígenas habitantes de las zonas rurales del país.

La iniciativa Feed the future es un programa del Gobierno de Estados Unidos que en asociación con el sector privado busca abordar las causas del hambre que limita el potencial de millones de personas alrededor del mundo.