Ecuador abandonará el Tratado Interamericano de Asistencia Recíproca (TIAR) porque ha servido "a los intereses estadounidenses", según anunció el presidente, Rafael Correa, en una declaración divulgada hoy por el diario electrónico oficial "El Ciudadano".

El mandatario dijo que el TIAR "implicaba el compromiso de toda América (de) unirse frente a cualquier agresión extraregional, pero cuando en 1982 Inglaterra invade las islas Malvinas y el TIAR obligaba a defender a la Argentina, Estados Unidos apoyó a Inglaterra".

Por ello aseveró que ese organismo "ha servido a los intereses estadounidenses".

Correa dijo no descartar la posibilidad de que su Gobierno se retire también de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH), a la que también ha achacado estar influida por Estados Unidos.

El presidente venezolano, Hugo Chávez, anunció en abril pasado que su país se saldrá de la Comisión porque considera que es "un mecanismo" que Estados Unidos "usa" contra su Gobierno.

"De hecho lo que sí vamos a hacer en esta Asamblea es retirarnos del Tratado Interamericano de Asistencia Recíproca", anunció Correa, en referencia a la Asamblea General de la Organización de Estados Americanos (OEA), que termina hoy en Bolivia.

Adoptado en 1947 en Río de Janeiro, por lo cual también se le conoce como "Tratado de Río", el TIAR establece que un ataque contra uno de los países miembros del pacto se considera un ataque contra todos.

Ecuador lo suscribió en 1949 y su Legislatura lo ratificó en 1950.