El defensa uruguayo Sebastián Coates afirmó hoy que los recientes buenos antecedentes de la selección de Uruguay frente a la de Perú "no van a pesar" el próximo día 10 cuando se vuelvan a enfrentar en la sexta jornada de las eliminatorias sudamericanas del Mundial Brasil 2014.

Los uruguayos igualaron 1-1 con los peruanos en el grupo que compartieron hace un año en la Copa América de Argentina y posteriormente le ganaron por 2-0 en las semifinales del torneo.

"Ahora es diferente, son eliminatorias de un Mundial y creo que los peruanos van a ser un rival todavía mas duro y exigente", agregó el defensa del Liverpool inglés.

En la Copa América Coates fue premiado como el mejor futbolista joven del torneo.

El defensa aparece como la primera opción del entrenador Oscar Washington Tabárez para sustituir al capitán de la plantilla, Diego Lugano, que será baja por acumulación de dos tarjetas amarillas.

Coates afirmó que los Celestes deben "mejorar el juego" y "ser los de siempre" en referencia a la pobre actuación del pasado sábado cuando igualaron 1-1 con Venezuela en Montevideo y resignaron el primer lugar de la clasificación de las eliminatorias.

Los peruanos "seguramente jugarán parecido a los venezolanos, con mucha gente en el medio y atrás" pero "tenemos que tener la paciencia y la claridad para encontrar los caminos al gol", agregó.

La plantilla uruguaya se entrenó hoy en el Complejo Uruguay Celeste donde Tabárez insistió en la movilidad de los futbolistas en el campo y aprovechar todos los espacios para buscar la ofensiva.