El fiscal más importante de Egipto decidió apelar los veredictos que absolvieron de corrupción al ex presidente egipcio Hosni Mubarak junto con sus dos hijos y que exoneraron a seis altos jefes policiales de complicidad en la muerte de manifestantes, afirmó el domingo un funcionario.

De acuerdo con la ley egipcia, el fiscal debe apelar todo el fallo, que también determinó la prisión perpetua de Mubarak y de su ex jefe de seguridad, al encontrarlos culpables de no impedir la muerte de manifestantes durante el levantamiento del año pasado que forzó al entonces presidente a dejar el poder.

Seis altos comandantes policiales, acusados también de complicidad en la muerte de manifestantes, fueron absueltos luego de que el juez dijo que carecía de pruebas concretas.

El funcionario, que labora en la oficina del fiscal, hizo las declaraciones en forma anónima debido a que carecía de autorización para hablar con los periodistas.

El veredicto desató el sábado diversas protestas públicas. Decenas de miles de personas tomaron las calles de El Cairo y de otras ciudades de Egipto. Corearon lemas contra los generales que recibieron el poder de Mubarak cuando el levantamiento popular lo obligó a renunciar hace 15 meses.

Las manifestaciones precedieron a las elecciones presidenciales de este mes para suceder a Mubarak, entre el candidato de la Hermandad Musulmana — Mohammed Morsi — y el último primer ministro del régimen anterior, Ahmed Shafiq.

Algunos manifestantes derribaron anuncios que tenían la imagen de Shafiq, quien fue miembro de la fuerza aérea al igual que su mentor, Mubarak.