El defensa internacional del Real Madrid Sergio Ramos ha afirmado hoy que nunca se ha llevado mal con el barcelonista Gerard Piqué y considera que son perfectamente compatibles en la selección porque "entre jugadores buenos no tiene por qué haber problemas".

"Nunca me he llevado mal con Piqué, sino todo lo contrario. Cada uno ha defendido sus colores, él con el Barcelona y yo con el Madrid. A día de hoy, no sólo él y yo, sino toda la selección, tenemos claro que defendemos a España", comentó Ramos esta mañana durante la presentación de una tienda de ropa deportiva en Madrid.

El defensa sevillano resaltó que si hubo alguna "espinita clavada" ya está superada. "Somos profesionales y sabemos que nos jugamos muchísimo y ganar algo que no ha conseguido nadie, una Eurocopa, un Mundial y una Eurocopa".

Preguntado sobre si se ve compatible con Piqué en el terreno de juego, Ramos definió a su compañero de selección como "un grandísimo central" que ha contribuido a los muchos éxitos del Barcelona y sentenció: "Entre jugadores buenos no tiene por qué haber problemas".

Ramos reiteró que se siente cómodo de central. "He jugado casi toda la temporada en esa posición en el Madrid y para mí ahora es un orgullo defender los colores de España en un campeonato tan importante. Voy a intentar seguir manteniendo ese nivel e intentar acoplarme".

En cuanto a los comentarios de José Antonio Camacho, actual seleccionador de China y rival en el amistoso del domingo en Sevilla, de que será una Eurocopa de todos contra España, reconoció que la presión recae en ellos por ser campeones del mundo y de Europa.

"Aunque a los jugadores no nos guste es inevitable. Lo que nos ha llevado al éxito es la humildad y el trabajo y eso es lo que no hay que olvidar", resaltó.

Ramos no quiso decantarse por quién considera más favoritos para ser los delanteros titulares de la selección, aunque destacó que siempre ha defendido a Fernando Torres, que le parece un jugador "espléndido que ha marcado en todos los equipos donde ha estado y atraviesa un gran momento. Va a ser muy importante en la Eurocopa.

Sobre si España podría beneficiarse del amaño de partidos en Italia, primer rival en la Eurocopa, comentó: "No atraviesa un buen momento por sus problemas, pero tampoco creo que nos influya a nosotros. Enfrente estará una selección que ha sido campeona del mundo cuatro veces y será complicado. Queremos empezar bien la Eurocopa e intentaremos jugar lo mejor posible".

Declinó hacer comentarios sobre si el Real Madrid busca un lateral derecho, "es una pregunta para contestar otro día porque ahora toca la selección", si bien puso en valor la cantera del club en referencia a si podría subir Carvajal al primer equipo.

De nuevo mostró sus deseos de que el delantero argentino Gonzalo Higuaín se quede en el Madrid, a quien considera un "grandísimo jugador y una gran persona". "Es mi amigo, hablo a diario con él, aunque si alguien tiene que decidir si se queda o se va es él".

Reveló que el entrenador Jose Mourinho no les ha dicho nada a los jugadores sobre su ampliación de contrato hasta 2016, pero dijo que si es así los jugadores están encantados. "Es un grandísimo entrenador y una persona de la cual aprendes".

Evitó pronunciarse sobre si será más fácil para el Madrid ganar sin Pep Guardiola en el banquillo del Barça y tampoco explicó los puntos débiles y fuertes de la selección, "que luego los demás toman nota". Lo importante para él es que el equipo mantenga "la humildad, el trabajo y la ilusión".

Afirmó que tiraría encantando otro penalti al portero Neuer, ante el que falló en semifinales de la 'Champions', si hubiera lanzamientos contra Alemania en la Eurocopa.