El ejército sudanés se replegó ayer de la región de Abyei, disputada con el régimen de Yuba, y se ha desplegado en sus alrededores, informó hoy la Fuerza de Seguridad Interina de la ONU para esta zona, UNISFA.

En un comunicado, el jefe de la UNISFA, Tadess Werede Tesfa, afirmó que esta acción de Sudán es "en respeto a las resoluciones internacionales sobre la región".

Las fuerzas armadas sudanesas entregaron ayer a la misión internacional el control de varios edificios de una zona militar de Abyei.

El Ejército sudanés había anunciado que iba a comenzar a retirar sus tropas de la zona ayer, en respuesta a la demanda del mediador de la Unión Africana (UA), Thabo Mbeki.

Ese compromiso se produjo horas antes de la reanudación de las negociaciones entre Sudán y Sudán del Sur en Adis Abeba para zanjar temas pendientes.

El ejército sudanés invadió la zona de Abyei en mayo de 2011 y echó a las fuerzas sureñas de esa zona, donde se desplegaron luego tropas etíopes en el marco de la misión de la ONU.

El pasado 19 de mayo, Mbeki afirmó en un comunicado que el presidente sudanés, Omar Hasan al Bachir, le había expresado en una reunión previa su compromiso con todos los acuerdos anteriores para resolver la crisis con Yuba.

Este paso supone que Sudán debe replegar sus tropas a 10 kilómetros de la frontera común para crear una zona limítrofe desmilitarizada y activar un mecanismo conjunto para vigilar ese territorio.

En las últimas semanas, Sudán y Sudán del Sur han protagonizado frecuentes choques en zonas fronterizas cuya soberanía se disputan y que son ricas en petróleo.

Sudán del Sur nació como estado independiente el 9 de julio de 2011 tras un referéndum celebrado bajo los auspicios de la comunidad internacional y después de un conflicto bélico contra el norte que se prolongó durante más de dos décadas.