La estadounidense Federal Express (FedEx) anunció hoy la compra de la compañía brasileña de transporte y logística Rapidao Cometa, que era su representante autorizado en el país hacía más de una década.

FedEx informó en un comunicado de que el acuerdo, del que no citó valores, forma parte de su estrategia para ampliar los negocios en América Latina.

Cometa, con sede en Recife, capital de Pernambuco (noreste) y fundada hace 70 años, hace entregas en todos los estados del país para cerca de 17.000 clientes y cuenta con una flota de 770 vehículos, 145 centrales de distribución y unos 9.000 empleados.

La multinacional estadounidense informó de que, tras haber alcanzado un acuerdo de compra con los propietarios de Cometa, espera que la transacción pueda ser concluida en el tercer trimestre de este año.

"Brasil es un mercado con gran potencial de crecimiento económico y también del sector de logística", afirmó el presidente de FedEx para América Latina y el Caribe, Juan Cento, citado en el comunicado.

"FedEx podrá ofrecer ahora un portafolio de servicios más amplio en Brasil, incluyendo transporte aéreo internacional expreso, transporte doméstico terrestre y servicios de valor agregado como cadena de abastecimientos y soluciones logísticas", agregó.

La empresa estadounidense informó, igualmente, de que el acuerdo le permitirá ofrecerle a los clientes de Cometa todos sus servicios internacionales, es decir, acceso directo a más de 50 países y territorios en el mundo.

FedEx calcula que la integración de los negocios de distribución, logística y transporte de las dos compañías en Brasil podrá realizarse, en fases, en un período de entre 18 y 24 meses.