El abridor panameño Randall Delgado trabajó poco más de cinco episodios y llevó a los Bravos de Atlanta a una victoria por 5-4 sobre los Cardenales de San Luis, que vieron rota una racha de ocho derrotas consecutivas la peor en dos años.

Delgado (3-5) trabajó cinco episodios y un tercio, permitió seis imparables, un jonrón, seis carreras, dio tres pasaportes y retiró a uno por la vía del ponche.

El panameño se acreditó su tercer triunfo en la campaña al dominar a 24 enemigos, con 98 lanzamientos, 56 de ellos a la zona del strike, y dejó en 4,58 su promedio de efectividad.

El guardabosques Michael Bourn (5) y el segunda base Dan Uggla (8) pegaron de cuatro esquinas para los Bravos.

Por los Cardenales, el receptor puertorriqueño Yadier Molina (8) conectó de vuelta entera en la sexta entrada sobre Delgado.

Molina lo castigó por todo lo alto del jardín izquierdo, sin corredores en el camino.

La derrota la cargó el abridor Jake Westbrook (4-4) en cinco episodios, permitió cinco imparables, dos jonrones, cinco carreras limpias, dio tres bases por bolas y ponchó a seis bateadores rivales.