La compañía textil española Inditex, que agrupa a marcas como Zara, se convirtió hoy la empresa más valiosa en la bolsa de Madrid tras superar a Telefónica, que perdió esta posición tras veintiún meses de liderazgo.

Al cierre del mercado, Inditex alcanzaba una capitalización bursátil de 43.010 millones de euros (unos 54.180 millones de dólares), por encima de los 42.291 millones (53.287 millones) de Telefónica.

El pasado 19 de abril, Inditex superó al Banco Santander en valor bursátil, con lo que se convertía en ese momento en la segunda compañía más importante del IBEX 35, el índice que agrupa a las 35 mayores empresas cotizadas de España.

Las acciones de Inditex -grupo textil que aglutina las marcas Zara, Bershka, Stradivarius, Massimo Dutti y Pull & Bear, entre otras- acabaron la sesión de este lunes en 69 euros (casi 87 dólares).

Inditex es una de las pocas compañías del IBEX que ha subido en lo que va de año, concretamente un 10,5 % que contrasta con el 25 % que ha cedido desde enero el conjunto de la bolsa española.

La empresas, fundada por Amacio Ortega, es uno de los principales distribuidores de moda del mundo. Cuenta con 5.527 establecimientos en 82 países (425 de esos comercios están en territorio americano) y más de 400 ciudades, con casi 110.000 empleados.

Según los datos al cierre de su último año fiscal, el 12 % de la facturación del grupo procede de América, el 45 % de Europa y un 18 % de Asia, principalmente de China.

En ese último ejercicio el beneficio de Inditex aumentó el 12 %, hasta 1.932 millones de euros (2.434 millones de dólares al cambio de hoy), y su facturación un 10 %, a 13.793 millones de euros (127.290 millones de dólares).

Para 2012 tiene previstas inversiones por 950 millones de euros (casi 1.200 millones de dólares) y abrir unos 500 nuevos establecimientos.