Jennifer López y Marc Anthony estrenaron en Las Vegas un espectáculo protagonizado por artistas latinos que ellos mismos descubrieron durante el rodaje del programa de televisión "Q'Viva! The Chosen", una experiencia que ha marcado a Anthony: "Soy un hombre más completo", dijo a Efe.

"Ha sido un proyecto arriesgado y ambicioso desde el comienzo; además, por el medio pasaron muchas cosas, obviamente", comentó el artista de origen boricua en alusión al fin de su matrimonio con López. "Pero todo esto es más grande que yo o que Jennifer", añadió.

El "show", que llevó por nombre "Q'Viva! The Chosen En Vivo" y se celebró en la noche del sábado en el hotel Mandalay Bay, incluyó cuatro canciones de López y Anthony, que se fundieron en un abrazo al término de la velada ante los aplausos y gritos de los 8.000 espectadores que se dieron cita, entre ellos el coreógrafo del programa, Jamie King.

López interpretó "Lambada" y "On The Floor", mientras que Anthony apostó por "Aguanile" y "Rebelión".

"Hemos empezado un movimiento que celebra el talento latino y esto solamente es el comienzo. Hay talento a nivel mundial y en Latinoamérica, y ahora saben que tienen un hogar, que pueden seguir soñando", manifestó el cantante neoyorquino.

Por el espectáculo desfilaron 52 artistas seleccionados personalmente por López y Anthony, que llevaron a cabo varios números musicales acompañados por imágenes y sonidos relacionados con sus lugares de origen, como el río Amazonas, las ruinas de Chichen Itzá, el lago Titicaca o el desierto de Atacama.

"Siento que hemos completado una misión de tres años. Hemos cumplido con nuestra promesa de ser el espectáculo más grande del mundo concentrado con talento latino. No sé si dormiré bien esta noche porque tengo mucho que pensar. Estoy lleno de orgullo. Me siento más vivo que nunca", declaró Anthony.

El artista anunció que probablemente el espectáculo -sin la presencia de López y Anthony- se repetirá más adelante en otras ciudades. También se espera que el programa se renueve por una segunda temporada.

"Siempre me he sentido cerca de mis raíces latinas", manifestó el artista. "Siempre he representado a mi cultura y a mi gente. Hice algo cuando tuve la oportunidad para que el mundo supiera lo que siento por el talento latino. No me siento más orgulloso; eso siempre ha estado ahí. Pero hicimos algo único y lo logramos. Lo que siento ahora es... ¡Coño! -exclamó-. Nada es imposible".

El evento se dividió en cinco actos donde brillaron artistas como Ashanty González, Música Maya, Paolo Ramírez, los hermanos Castro, el tándem formado por Germán Cornejo y Gisela Galesassi, Barbara Muñoz y Ektor Rivera entre otros, y cuyo broche fue una versión de la famosa "Danza Kuduro", momento en el que López y Anthony se reunieron sobre el escenario.

"Ella ha sido parte del proceso desde el comienzo. Empezamos esto juntos y (que estemos juntos hoy aquí) dice mucho de que cumplimos con nuestra palabra, después de lo que hemos pasado. Eso lo dice todo. No son sólo palabras, sino acciones", apuntó.

López y Anthony recorrieron las Américas en busca de cantantes, bailarines, músicos y artistas destacados con el objetivo de formar parte de este evento.

Ambos acudieron a ciudades y pueblos de Brasil, México, Colombia, Argentina, Perú, Venezuela, Chile, Ecuador, Guatemala, Bolivia, República Dominicana, Honduras, Paraguay, El Salvador, Nicaragua, Costa Rica, Puerto Rico, Panamá, Uruguay, Aruba y Estados Unidos.

La serie atrajo cada semana a más de 30 millones de espectadores a través de los distintos canales que la emiten por el continente americano.

López y Anthony, que tienen dos hijos en común, se divorciaron el año pasado, pero mantienen una buena relación profesional y personal.

HASH(0x9f43d2c)

Antonio Martín Guirado