Estados Unidos instó hoy a las autoridades de Honduras a que se investigue el asesinato de los periodistas, que solo en los últimos tres años suman 23, sin que ningún caso se haya esclarecido.

"Es crucial que las autoridades hondureñas lleven a cabo investigaciones exhaustivas y rápidas para llevar a los perpetradores de tales crímenes ante la justicia", subrayó la Embajada de EE.UU. en Tegucigalpa en un comunicado.

El caso más reciente es el de Alfredo Villatoro, uno de los coordinadores de la radio HRN, quien fue asesinado el pasado día 15 tras ser secuestrado en Tegucigalpa el 9 de mayo.

"Al honrar a aquellos que han hecho sus contribuciones, reconocemos que este es un momento crítico para la prensa hondureña", añade el mensaje emitido por la legación diplomática norteamericana en la víspera del día del periodista hondureño, que se conmemora mañana.

Subraya además que el trabajo de los comunicadores es esencial para la formación de un gobierno responsable, transparente, una ciudadanía bien informada y una sociedad civil saludable.

El asesinato de Alfredo Villatoro y de otros periodistas "que fueron víctimas antes que él, fue un duro golpe contra la democracia y el estado de derecho", según la Embajada estadounidense.

"No importa el motivo, la muerte de Villatoro podría conducir a un mayor miedo y la autocensura, que es insostenible en cualquier democracia", dijo la Embajada, que además abogó porque el Gobierno y la sociedad civil "encuentren soluciones concretas a problemas graves de impunidad e inseguridad que impacten a cada hondureño".

"Todos debemos reconocer que sólo trabajando juntos resolveremos estos problemas para llevar a Honduras a tener un mejor futuro en seguridad, oportunidad y libre del miedo", reza la nota de prensa.

A raíz del asesinato de Alfredo Villatoro, el Colegio de Periodistas de Honduras (CPH) suspendió la ceremonia conmemorativa por el día de los comunicadores, en la que se iba a entregar el Premio Nacional a Nahum Valladares, actual gerente de HRN.

El día será conmemorado con una marcha para exigir el cese de asesinatos contra periodistas y la ola de violencia que sacude al país, con un promedio de quince muertos diarios.

El Colectivo de Periodistas por la Vida y la Libertad de Expresión, por su parte, tiene previsto celebrar hoy una vigilia en el centro de Tegucigalpa, frente a la estatua del prócer Francisco Morazán, para exigir que "se haga justicia, que se respete la libertad de expresión y de prensa".

El mismo colectivo también pedirá "que se investiguen todos esos crímenes y que se deduzca responsabilidad a sus responsables materiales e intelectuales".

"Nos apenan todas las muertes violentas de nuestros compatriotas, porque la vida es un derecho humano inalienable, y para ellos también demandamos justicia", subraya un comunicado del colectivo de informadores.