La hija del presidente cubano Raúl Castro se encuentra en San Francisco para reunirse con activistas por los derechos de los homosexuales y para presidir un panel en una prestigiosa conferencia académica.

Mariela Castro es ardiente defensora de esos derechos en Cuba, donde ha presionado al gobierno de su padre para que legalice los matrimonios de personas del mismo sexo y ha hecho campaña para que el plan nacional de salud se aplique a los cambios de sexo.

El martes, Mariela Castro inició su visita a San Francisco, donde asistió a reuniones de atención de la salud trasgenérica en la Universidad de California. Debe participar el miércoles en un foro educativo sobre el mismo tema en el Hospital General de San Francisco.

Posteriormente, el Centro de Lesbianas, Homosexuales, Bisexuales y Trasgenéro (LGBT en inglés) se aprestaba a recibirla para discutir las políticas cubanas sobre derechos de los gays.

También presidirá el jueves un panel sobre política sexual en la reunión anual de la Asociación de Estudios Latinoamericanos.