La oposición venezolana en Miami denunciará mañana en Venezuela que se "pretende desconocer" el derecho de 23.000 electores del sureste de EE.UU. a emitir su voto en los comicios generales del país suramericano del próximo 7 de octubre.

El secretario ejecutivo de la Mesa de la Unidad Democrática (MUD) de Miami, Pedro Mena, tildó hoy de "aberración jurídica el supuesto criterio político" de que al no existir un consulado venezolano en esta ciudad "no hay territorialidad nacional".

"Es una aberración jurídica sin precedente en la historia republicana de Venezuela. Esta maniobra que pretende imponer la mayoría de los rectores afectos al Gobierno (...) tiene la finalidad política partidista de impedir el derecho al sufragio de los compatriotas en Miami", denunció el opositor.

Los venezolanos están llamados a las urnas en octubre próximo para elegir, entre otros cargos, al presidente del país.

El mandatario Hugo Chávez buscará la reelección frente al candidato unitario de la MUD y actual gobernador del estado Miranda, Henrique Capriles.

La denuncia será planteada el jueves por una comisión especial de la MUD de Miami en una reunión en Caracas con uno de los rectores del Consejo Nacional Electoral (CNE), Vicente Díaz.

En el encuentro, la comisión entregará a Díaz un documento sobre la violación del derecho a sufragar de los electores de Florida, Carolina del Sur, Carolina del Norte y Georgia, estados que integran el circuito electoral de Miami, considerado el mayor centro de votación tanto en el exterior como en Venezuela.

La comisión tiene previsto sostener también una reunión con Ramón Guillermo Aveledo y Ramos José Medina, secretario y subsecretario de la MUD Venezuela, respectivamente, a quienes se les entregará copia del documento suministrado al CNE.

"Se solicitará la solidaridad y apoyo de la oposición democrática en esta grave denuncia", dijo Mena.

La comisión de la MUD Miami está compuesta por la exministra y exparlamentaria del Congreso de Venezuela Nidia Villegas y por el exdirectivo de la patronal Fedecámaras Raúl López.

El presidente de Venezolanos Perseguidos Políticos en el Exilio (Veppex), José Antonio Colina, dijo a Efe que también existe un grupo de venezolanos que preparan acciones de presión para exigir que se respete el derecho de los electores.

"Se emprenderían acciones legales en Venezuela porque para actuar a nivel internacional hay que agotar primero las acciones en las instancias del país", explicó.

Agregó que hay que acudir al CNE y, en caso de que no tome acciones ante el reclamo de los votantes, se presentaría un recurso ante el Tribunal Supremo de Justicia de Venezuela.

"Ratificamos nuevamente el llamado al liderazgo político en Venezuela a cerrar filas en la lucha para que los derechos de los venezolanos que se encuentran en el extranjero no se siga violando descaradamente", dijo Colina.

El centro de inscripción y votación funcionaba en el consulado de Venezuela en Miami, sede diplomática que permanece cerrada desde enero pasado por órdenes del presidente venezolano, Hugo Chávez.

Chávez tomó esa medida después de que el Departamento de Estado de EE.UU. declaró persona non grata y expulsó a la cónsul en Miami, Livia Acosta Noguera.

La expulsión de la diplomática se produjo tras la transmisión en diciembre pasado por la cadena de televisión Univisión del documental "La amenaza iraní", sobre un supuesto plan en 2006 para atacar a los sistemas de varias plantas nucleares en EE.UU., además de la Casa Blanca, el FBI y la CIA.

Algunos de los entrevistados dijeron que las embajadas de Irán, Cuba y Venezuela habrían participado.