El Fondo Monetario Internacional (FMI) está dispuesto a negociar con los políticos que salgan elegidos en las próximas elecciones en Grecia, si bien estos no gozarán de trato privilegiado, afirmó hoy en Londres la directora gerente de ese organismo, Christine Lagarde.

En una rueda de prensa presentada por el ministro británico de Economía, George Osborne, con motivo de la publicación de un informe sobre la economía británica, Lagarde dijo que el FMI "nunca dejará la mesa" de negociación con Grecia, si bien subrayó que este país debe hacer reformas a fin de superar la crisis.

"Gane quien gane en Grecia, hay reformas que habrá que hacer", dijo Lagarde, quien admitió que el organismo que preside debe evaluar todas las opciones sobre ese país.

La directora remarcó que, aunque el FMI está dispuesto a escuchar "alternativas" para salir de la crisis de los políticos griegos, en ningún momento el país heleno "se beneficiará de normas diferentes" a las que rigen para el resto de países, ya que el Fondo es una institución "que se fundamenta en sus normas".

Grecia acude el próximo 17 de junio a las urnas tras fracasar los últimos esfuerzos para formar una coalición de Gobierno.

La directora gerente del FMI también pidió a todos los países de la eurozona, en particular España e Italia, que continúen con sus esfuerzos para atajar la crisis, como la consolidación fiscal.

En ese sentido, la responsable del FMI destacó "el gran progreso" que han hecho tanto España como Italia "con programas propios".

Lagarde alabó en general los esfuerzos realizados por los líderes europeos para estabilizar la eurozona -"aunque hay que hacer más", apuntó- y recordó que se espera que "algunos países hagan unos ajustes técnicos muy, muy serios", con profundas reformas estructurales.

En su opinión, la eurozona tiene que hacer un mayor esfuerzo para estimular el crecimiento, no a través de programas de estímulo sino de reformas estructurales de las economías.

Lagarde destacó el esfuerzo que ha hecho el Banco Central Europeo (BCE) para hacer frente a la crisis puesto que ha recortado los tipos de interés varias veces.

"Se necesita hacer más, particularmente compartiendo la responsabilidad fiscal y estamos mirando la forma de hacer esto.Se necesita hacer más para apoyar el crecimiento a través de reformas estructurales", insistió la directora gerente, que está en Londres para divulgar un informe sobre la economía del Reino Unido.

Lagarde confió en que la voluntad política de los países miembros de la eurozona pueda prevalecer para poder salir de la crisis.