Aroldis Chapman fue arrestado por conducir a velocidad excesiva y con licencia suspendida, pocas horas después de que se perfilara como el próximo taponero de los Rojos de Cincinnati.

El relevista, de 24 años, fue detenido después de que el radar registrara que iba a 149,66 kph (93 mph) en la Interestatal 71 con dirección al norte poco antes de la una de la mañana del lunes, según el informe del arresto que la policía del suburbio de Columbus, en Grove City, envió por correo electrónico a The Associated Press.

El gerente general Walt Jocketty y el piloto Dusty Baker se reunieron con Chapman tras la victoria por 4-1 que Cincinnati logró el lunes en la noche sobre Atlanta para conocer detalles del arresto del lanzador zurdo cubano, del que no estaban al tanto antes del encuentro.

El arresto ocurrió pocas horas después de que Chapman se convirtiera en favorito en la disputa por el puesto de cerrador tras de que lograra su primer salvamento de la temporada y segundo de su carrera en la victoria del domingo por 5-2 sobre los Yanquis de Nueva York.

"No sé que sucedió", expresó Baker tras reunirse con Chapman. "Recibió una multa por conducir a alta velocidad. Puede ocurrirle a cualquiera. Sus colaboradores (de Chapman) se ocupan del asunto y nosotros estamos ayudando", agregó.

De acuerdo con el informe del arresto, Chapman conducía a alta velocidad a las 00.40 del lunes. Cuando la policía lo detuvo, advirtieron que tenía suspendida su licencia de conducir de Kentucky. Fue arrestado y se le tomó la foto para la ficha. Fue dejado en libertad tras el pago de una fianza. El 6 de junio, el pelotero deberá presentarse ante un tribunal.

El arresto de Chapman es el más reciente giro en los intentos de los Rojos por encontrar al relevista que sustituya al taponero Ryan Madson, quien quedó fuera para el resto de la campaña por el desgarre en un ligamento del codo.