Un alce curioso salió de correría por vecindarios al norte de Logan y desencadenó una previsible cacería policial.

El personal de la División de Recursos de la Vida Silvestre trató de acorralar al inquieto animal el miércoles por la mañana después que se fugó. Recién fue detenido cuando Mark Burgess, un agente de conservación, le disparó un dardo tranquilizante.

Los agentes enrollaron el animal dormido en una lona de gran tamaño y lo subieron a un remolque.

Burgess dijo al The Herald Journal (http://bit.ly/Kn4NBK ) que un biólogo especializado en vida silvestre tomará un examen de sangre al animal antes se soltarlo, probablemente en el cañón Blacksmith Fork.

Agregó que la mayoría de los llamados que recibe su departamento para reportar alces sueltos son en invierno, aunque algunos pocos se producen a comienzos de la primavera.

______

Información de: The Herald Journal, http://www.hjnews.com