El Bolton Wanderers, equipo recién descendido a la Championship, equivalente en Inglaterra a la segunda división, anunció hoy que ha dejado libres a 15 jugadores de su primera plantilla.

El equipo del noroeste de Inglaterra, que afronta su primera temporada en segunda división desde el año 2001, informó en su página web no ofrecerá un nuevo contrato a doce de sus futbolistas y que tres de ellos volverán a sus respectivos equipos tras pasar una temporada cedidos.

El jamaicano Ricardo Gardner, el islandés Gretar Steinsson y el croata Ivan Klasnic fueron liberados por el Bolton, mientras que el inglés Nigel Reo-Coker activó su cláusula de descenso, que le permite salir del club en caso de descenso.

"Fui muy claro con Nigel (Reo-Coker) y le pregunté directamente si quería formar parte de la plantilla que competiría por el ascenso la temporada que viene. Él fue muy honesto y dijo que quería ejecutar la cláusula, le deseo todo lo mejor", aseguró el entrenador del Bolton, Owen Coyle, mediante un comunicado en su página web.

Paul Robinson, Sean Davis, Robbie Blake, Mark Connolly, Tope Obadeyi, Rhys Bennett, Dino Fazlic y Tom Eckersley son los ocho jugadores a los que el conjunto inglés no les ha ofrecido un nuevo contrato de cara a la próxima temporada.

Por su parte, el turco Tuncay Sanli, el japonés Ryo Miyaichi y el belga Dedryck Boyata volverán a Sunderland, Arsenal y Manchester City respectivamente después de haber estado cedidos en el club el pasado curso.

"Quiero agradecer a los jugadores que van a salir del club todo su esfuerzo en el Bolton Wanderers y les deseo lo mejor en el futuro", declaró Coyle.