Guillermo Vázquez podría regresar como entrenador de Pumas para el torneo Apertura de 2012, dijo el jueves el nuevo vicepresidente deportivo del equipo, Alberto García Aspe, quien aseguró que no se apresurarán para tomar la decisión.

Vázquez dejó el puesto la semana pasada al no llegar a un acuerdo para renovar contrato con Mario Trejo, quien precedió a García Aspe en la dirigencia deportiva de los universitarios.

"Seguimos hablando con 'Memo' Vázquez, pero no voy a correr prisas y no puedo asegurar que vaya a regresar", dijo García Aspe en rueda de prensa donde fue presentado. "No quiero tomar una mala decisión porque si no se da lo de 'Memo', tenemos un plan B y C".

García Aspe dijo que no contemplan como alternativa a Francisco Palencia, un veterano jugador que se retiró hace seis meses y se está preparando para ser entrenador.

"(Palencia) nos dijo que rotundamente no está listo para ser técnico, va retirándose y quiere tomar un tiempo de relajación, de estar con su familia, quiero platicar con él para que regrese, pero no como técnico, quizá como auxiliar y que vaya aprendiendo", dijo el nuevo dirigente.

En su oportunidad, Trejo dijo que Vázquez no quiso renovar porque solicitaba refuerzos que estaban fuera del alcance del presupuesto de Pumas. García Aspe, quien fue nombrado en su cargo el martes, dijo que es un hecho que los universitarios ficharán refuerzos por primera vez en tres años.

Pumas había establecido una política de no fichar refuerzos buscando darle salida a sus jugadores de fuerzas básicas y así logró ganó los títulos del Clausura 2009 y Clausura 2011.

Pero esta temporada, apenas sumó 16 puntos en 17 encuentros y fue 13ro entre los 18 equipos de la primera división.

"No somos América, ni Tigres, ni Monterrey o Cruz Azul... se va a hacer un esfuerzo importante, no te puedo decir de cuánto, pero se va a intentar que el equipo se refuerce en posiciones claves que tengo bien identificadas", dijo García Aspe. "Queremos que quien llegue, aporte muchísimo y que ayude como siempre tiene que ser en esta institución al desarrollo de los jóvenes".

García Aspe fue un mediocampista que surgió de las inferiores del club. Debutó como jugador en 1984 y estuvo en el equipo hasta 1991, cuando fue campeón.

El nuevo dirigente fue seleccionado mexicano en los mundiales de Estados Unidos 1994, Francia 1998 y Corea-Japón 2002. Tras su retiro se convirtió en analista de televisión.

"Regreso a casa y mi idea es que el equipo vuelva a ser protagonista en todos los sentidos. No todo lo pasado fue malo, vamos a aprovechar las cosas que se hicieron bien y vamos a mejorar otras cosas a ponerle nuestro estilo", concluyó García Aspe.