La economía española entró en recesión tras caer un 0,3 % entre enero y marzo y sumar dos trimestres consecutivos de contracción, según las cifras definitivas publicadas hoy por el Instituto Nacional de Estadística (INE).

La contracción del 2,6 % de la inversión y del 0,9 % de las exportaciones, unido al estancamiento del consumo y al recorte del gasto público, provocaron el decrecimiento de la economía entre enero y marzo, según la fuente.

El pasado 30 de abril el INE ya avanzó que la economía española había entrado en recesión, dato confirmado hoy.