Unos 10.500 efectivos militares ayudarán a proteger los Juegos Olímpicos de Londres, informó el miércoles el ministro de las fuerzas armadas, Nick Harvey.

En respuesta a una pregunta del parlamento, el funcionario dijo que, bajo los planes vigentes, 1.700 reservistas y 8.800 efectivos regulares cumplirán tareas de seguridad durante los Juegos, que se realizarán del 27 de julio al 12 de agosto.

Gran Bretaña había dicho anteriormente que hasta 13.500 efectivos de tierra, mar y aire ayudarían a la policía y guardias de seguridad a proteger las Olimpíadas.

Cazas Typhoon, helicópteros, dos buques de guerra y expertos en el desarme de bombas también formarán parte del operativo de seguridad, y el ministerio de la Defensa estudia instalar misiles aire-tierra en azoteas durante los Juegos.