Tres personas han muerto y otras tres han resultado heridas en los enfrentamientos registrados en las últimas horas entre partidarios y detractores del régimen del presidente sirio, Bachar el Asad, en la ciudad libanesa de Trípoli, informó hoy la Agencia Nacional de Noticias (ANN).

Desde primera hora de la mañana, vecinos de los barrios de Bab el Tebaneh, de mayoría suní, y de Yabal Mohsen, de predominio alauí (chií), en Trípoli se enfrentan con armas de distintos calibres.

Entre las víctimas mortales hay un militar libanés que fue alcanzado por los disparos de un francotirador y un joven identificado como Issa, según la ANN, que agregó que las tres personas heridas están en estado grave.

Los combates estallaron ayer después de que miembros de la Seguridad Nacional detuvieran a un islamista acusado de "vínculos con el terrorismo".

En un comunicado, la Seguridad Nacional dijo que el hombre fue detenido durante una "investigación sobre sus vínculos con una organización terrorista", sin dar más detalles, aunque medios de comunicación locales apuntaron a que su arresto podría estar relacionado con la crisis en Siria, cuyas autoridades acusan a una parte de la población libanesa de suministrar armas a los rebeldes.

El conflicto sirio ha profundizado la división entre los libaneses, de los que una parte, encabezados por el grupo chií Hizbulá apoya al régimen sirio, mientras que la otra respalda la revuelta popular iniciada a mediados de marzo de 2011.