Derrick Rose se sometió el sábado a una cirugía para reparar un desgarro en el ligamento cruzado anterior en la rodilla izquierda, lesión que sufrió al iniciar la postemporada con los Bulls de Chicago.

Aunque el equipo médico del equipo informó en un comunicado que más detalles del pronóstico de recuperación de Rose serán ofrecidos la semana próxima, hay grandes probabilidades de que el astro se perderá el inicio de la campaña próxima.

Rose se lesionó en las postrimerías del primer partido de los playoffs contra Filadelfia, que Chicago ganó. Sin su principal anotador, los Bulls perdieron la serie en seis partidos.

Eso ciertamente no fue lo que Chicago se imaginó cuando obtuvo la ventaja de anfitrión para los playoffs por segunda campaña consecutiva, pese a una serie de lesiones de varios de sus jugadores. Los Bulls aspiraban a ir lejos, luego de caer ante Miami en la final de la Conferencia Este el año pasado.

Como si la lesión de Rose no fuese suficiente, los Bulls perdieron al centro Jaokim Noah por un esguince en el tobillo izquierdo y quedaron 3-1 en contra antes de inyectarle un poco de drama a la serie.

Rose promedió 21,8 puntos, pero fue una campaña difícil. El Jugador Más Valioso del año pasado se perdió 27 partidos a causa de problemas en la ingle, la espalda, los pies y un tobillo. Aunque los Bulls lograron un récord de 18-9 sin él en la temporada regular, no pudieron sobrevivir su ausencia en los playoffs.