En España en 2013 sólo quedarán cinco o seis grandes bancos privados y otras tantas instituciones financieras de tamaño mediano, vaticinó el presidente del BBVA, Francisco González, en una entrevista que publica hoy el diario turco Habertürk.

Según este medio, el banquero de la entidad española explicó que las instituciones financieras de España que están dedicadas en gran parte a la concesión de hipotecas van a tener problemas el próximo año.

González, que ha participado en Estambul en el VII Consejo de Asesoramiento de Inversiones, aseguró, sin embargo, que ni España, ni Portugal, ni Irlanda tendrán que abandonar la Unión Europea.

"En 2013 hay elecciones en Italia, y en dos o tres meses, España e Italia harán la tarea y darán pasos muy correctos; quedarán del lado positivo en Europa", vaticinó el banquero.

"Vamos a hacer los deberes y cambiar el punto de vista de Alemania; vamos a hacerles ver a las autoridades alemanas que no todo es blanco y negro, sino que hay zonas grises. Y, además, Alemania tampoco se quedará como está: su Producto Nacional Bruto caerá un 10 % a consecuencia de la caída del crecimiento de la región", detalló.

El presidente del BBVA, que posee el 25 % del Garanti Bank, uno de los mayores bancos turcos, opinó que el país eurasiático alberga "un enorme potencial" para su empresa.

"Pero, por favor, no cometan los mismos errores que España, como el del déficit", advirtió González, añadiendo que Turquía podría estar pronto entre las diez "águilas" económicas del mundo.

"Dentro de tres años, diez países se repartirán el 50 % del crecimiento económico del mundo; a éstos los llamamos "águilas emergentes" y entre ellos estará Turquía", vaticinó González.

"Es en estos países en los que BBVA busca tener actividades", concluyó el empresario español.