En California, 93.000 desempleados recibirán más noticias desalentadoras: el subsidio federal para los parados de larga duración está a punto de expirar.

El 12 de mayo, ellos se sumarán a otros 670,000 desempleados en California que han agotado sus prestaciones del seguro de paro.

La contracción al 11% en el índice estatal de desempleo — su mejor cifra en tres años — propicia que expire el subsidio federal por desempleo otorgado por el Congreso con carácter extraordinario durante la recesión.

Conforme a la ley federal, el índice de desempleo debe ser 10% mayor que en los tres años anteriores para que ese estado reciba la extensión de las prestaciones. El paro en California ha ido a la baja.

El programa federal dio a los desempleados hasta 99 semanas de pago del seguro de desempleo, la primera vez que ocurre en la historia del país y un récord. En general los estados conceden solamente 26 semanas de pagos por desempleo.