El desempleo en Chile se ubicó en 6,6% en el primer trimestre, un 0,2% más que el trimestre móvil anterior aunque un 0,7% menos que en el mismo período de 2011, informó el lunes el Instituto Nacional de Estadísticas.

El director del Instituto, Francisco Labbé, dijo que en los últimos 12 meses la tasa de desocupación cayó por el aumento en un 1,9% de la fuerza de trabajo, en un 2,7% de la ocupación y por la cuarta disminución consecutiva de los desocupados.

Labbé destacó el aumento de trabajo en el caso de las mujeres, que cuadriplica al de los hombres.

El informe del INE también reveló que los inactivos crecieron por cuarta vez seguida, a un 0,9%, afectando principalmente a los hombres.

La fuerza laboral chilena bordea los 8,15 millones de personas.

Chile considera como un ocupado a la persona que trabajó al menos una hora la semana previa a la que fue encuestada.

El economista Gonzalo Durán, de la Fundación Sol, abocada a tema del trabajo, dijo que cerca de 56% de los trabajadores que fueron considerados como empleados sólo tienen una ocupación de medio empleo, por horas o algunos días, por razones involuntarias.

Según declaraciones de Durán a radio Cooperativa, unas 590.000 personas caen en esta categoría de subempleo, considerado como trabajo precario por la Organización Internacional del Trabajo. Puso como ejemplo a quienes trabajan como cajeras de fin de semana, que lo hacen porque no encontraron empleo a tiempo completo.

El economista aclaró que no hay una manipulación de cifras por parte de las autoridades sino una falta de análisis.