Un festival para celebrar el Día del Niño en México tuvo un final infeliz luego que más de 200 menores se intoxicaron presuntamente por consumir alimentos descompuestos en una comunidad cercana al balneario de Acapulco, informó el domingo el gobierno del estado de Guerrero.

El festejo se celebró el viernes en la primaria Juan R. Escudero del poblado de Los Organos. Los niños comenzaron a llegar el sábado a los hospitales de la zona, donde se les detectó intoxicación.

El secretario de Salud estatal, Lázaro Mazón, informó que hasta el mediodía del domingo había 229 intoxicados, de los cuales nueve eran adultos, entre ellos maestros, padres de familia y personal administrativo de la escuela.

La secretaría de Salud dijo que analiza la comida para determinar la causa exacta. Todos los intoxicados están siendo atendidos en varios hospitales de Acapulco, a unos 350 kilómetros al sur de la capital mexicana.

Mazón informó que todos los gastos que genere la atención médica de las personas intoxicadas serán cubiertos por la dependencia a su cargo.