Tres personas han muerto por leptospirosis y 38 fueron contagiadas con el mal derivado de las inundaciones que han afectado a varios pueblos de la selvática región Loreto tras el desborde a inicios de abril del río Amazonas producto de intensas lluvias.

Juan Celis, infectólogo del Hospital regional de Loreto, dijo el viernes a la AP que la bacteria que contagia la leptospirosis "está en la orina de ratas, perros y sobrevive largo tiempo en el agua. Cuando los humanos se desplazan por las aguas empozadas de las inundaciones se pueden infectar", explicó el especialista.

Los síntomas de la enfermedad son dolores de cabeza, fiebre, cefalea, dolores musculares e insuficiencia renal, entre otras.

Mario Tavera, oficial de salud de UNICEF en Perú, dijo a la AP que tras visitar áreas afectadas de Loreto, a 1.000 kilómetros al noreste de Lima, dijo que "la situación es preocupante, hay casas inundadas hasta la mitad, escuelas, postas de salud y cultivos arrasados".

Tavera relató que además de leptospirosis, los pobladores y en especial los niños, "están expuestos a diarreas, infecciones respiratorias, infecciones de la piel y problemas oculares".

El gobierno declaró a inicios del mes el estado de emergencia en Loreto y envió 100 toneladas de ayuda. El presidente Ollanta Humala dijo a periodistas que Loreto vive "una situación desesperante que en los últimos 30 años no se había dado".

En Loreto las lluvias dejaron 191.000 damnificados y provocaron el cierre de 48 escuelas, según cifras oficiales.