El presidente venezolano Hugo Chávez apareció en televisión por primera vez en varios días, con un vídeo que lo muestra conversando con asesores y familiares en un encuentro al aire libre en Cuba, que le permitió mostrar a sus partidarios que sigue vigoroso a pesar de su tratamiento contra el cáncer.

En el vídeo, Chávez participa en un juego conocido como bolas criollas (bochas) en un jardín, vestido con ropa deportiva blanca y azul mientras habla y ríe con su hermano Adán y el canciller Nicolás Maduro. También se le ve abrazando a una de sus hijas y chocando la mano de uno de sus nietos.

Las imágenes fueron tomadas el lunes y transmitidas editadas el martes por la televisión venezolana. Es la primera aparición de Chávez en vídeo desde que viajó a Cuba el 14 de abril para una nueva ronda de terapias contra el cáncer.

"Yo me siento muy, muy feliz dentro de este proceso de tratamiento", dijo Chávez. "Nosotros seguimos en el tratamiento, enfrentando las dificultades, gobernando, tomando decisiones de políticas dentro del marco de la constitución, de las leyes".

Chávez dijo el lunes, en una conversación telefónica para la televisión, que planea regresar a Venezuela el jueves, después de su última ronda de tratamiento con radioterapia. Esa llamada rompió un silencio de ocho días en el que Chávez no habló en la televisión, sino que se comunicaba a través de mensajes en Twitter y otras declaraciones escritas.

Chávez instó a sus partidarios a no prestar atención a rumores sobre su salud, afirmando: "A palabras necias, oídos sordos".

El presidente venezolano comenzó el tratamiento de radiación en Cuba a finales de marzo después de someterse a una operación en febrero que sacó un segundo tumor de su región pélvica. El primer tumor fue extirpado en junio pasado, y luego se sometió a quimioterapia.

Chávez ha mantenido en secreto algunos detalles de su enfermedad, incluyendo el tipo de cáncer y la ubicación precisa de los tumores.

El líder izquierdista es candidato a la reelección en octubre, en busca de otro mandato de seis años.

En su forma típica, Chávez reprendió al gobierno de los Estados Unidos y también elogió el sistema de votación de Venezuela. Se hizo eco de los comentarios de un día antes de la presidenta del Consejo Nacional Electoral de Venezuela, Tibisay Lucena, quien dijo que el sistema electoral venezolano es sofisticado, confiable y transparente.

"Si alguien tiene prueba de lo contrario, yo le pido que la saquen", expresó el gobernante. "Pero yo digo que no hay en este planeta un sistema electoral tan transparente, tan eficaz, tan bueno pues, como nuestro".

El presidente estadounidense Barack Obama dijo recientemente que, al igual que con las elecciones en cualquier país, los Estados Unidos quiere ver elecciones libres y justas en Venezuela. Lucena respondió el lunes, cuando un reportero le preguntó al respecto.

La funcionaria manifestó que espera que las próximas elecciones en Estados Unidos sean transparentes y que ella cree que el sistema automatizado de votación de Venezuela son más profundamente auditados que las elecciones en los Estados Unidos.

Chávez elogió sus comentarios. "Eso es una de las respuestas para el imperio y para Mister Obama", comentó.

"Cómo Obama (va) a decir que espera que haya elecciones transparentes, Nosotros esperamos que hubiera elecciones transparentes en Estados Unidos", señaló.

"Obama, encárgate de gobernar tu país, vale. Es que ese es uno de los problemas de este mundo, que Estados Unidos quiere, pretende seguir dominando el mundo. No, ya el mundo le queda grande a Estados Unidos, y a cualquier país que pretenda seguir siendo imperio", enfatizó.