Ford presentó el lunes una minicamioneta deportiva de tres cilindros y Chrysler un Jeep con imágenes de dragones durante la Muestra Automovilística de Beijing en la que los fabricantes exhibieron modelos diseñados para los consumidores chinos, dentro de su reñida competencia en el mercado de vehículos más grande del mundo.

Los fabricantes automovilísticos han fincado las expectativas de sus ingresos en China ante la debilidad de los mercados en Estados Unidos y Europa. Sin embargo, el crecimiento explosivo de las ventas que alcanzó 35% en 2010 se contrajo a apenas 2% en el primer trimestre de 2012.

Ford Motor Co. presentó por primera vez su más reciente camioneta deportiva, la EcoSport, de tamaño reducido, diseñada para "aventureros urbanos" y que tiene un motor de un litro. El vehículo será fabricado en la planta de Ford en la ciudad de Chongqing, en el suroeste de la parte continental de China.

"Esta nueva camioneta deportiva está especialmente diseñada para los mercados en crecimiento como China", dijo Kumai Galhotra, vicepresidente de Ford para desarrollo de productos dirigidos a la región de Asia-Pacífico.

Los fabricantes de vehículos que solían vender los mismos modelos en el mundo con cambios mínimos aumentan los diseños de modelos orientados a los compradores chinos.

Nissan, Toyota y otros fabricantes automovilísticos también utilizaron la Auto China 2012 como vitrina para sus sedanes de lujo y camionetas deportivas dirigidas a los compradores chinos. La muestra automovilística, la mayor de este año en China, será inaugurada el viernes al público.

"Para que triunfemos en China, debemos diseñar los vehículos al gusto específico de los clientes chinos", dijo Mike Maley, jefe de operaciones para Asia de Chrysler. El Jeep de Chrysler tiene muchas piezas doradas y figuras de dragón en los reposacabezas y otras partes.