La delincuencia genera en todo el mundo billones de dólares en ganancias cada año, por lo que el crimen figura entre "las 20 primeras economías" del planeta, dijo el lunes un funcionario de la ONU.

Dada la magnitud de la delincuencia global — y en particular el crimen organizado_, que amenaza las economías emergentes y fomenta la inestabilidad internacional, Yury Fedotov pidió la coordinación mundial para luchar contra ese azote.

"Debemos reconocer que el problema requiere de una solución global", dijo Fedotov, director de la Oficina sobre Drogas y delitos de las Naciones Unidas, en una rueda de prensa durante una conferencia internacional centrada en la prevención de la explotación de los inmigrantes y otros delitos ligados al tráfico de personas. "Ningún país puede solucionar solo este problema".

Fedotov dijo que las "empresas delictivas" aportan a quienes las regentan 2,1 billones de dólares — casi 1,6 billones de euros — al año, el equivalente casi al 7% de la economía global.

En comentarios separados formulados en el encuentro, indicó que hasta 2,4 millones de personas podrían ser víctimas del tráfico humano en todo el mundo en cualquier momento, lo que consideró "un delito vergonzoso de esclavitud en la edad moderna".

La corrupción es otro de los temas analizados en el encuentro. Fedotov dijo en la sesión inaugural que según diversos cálculos, el dinero perdido a causa de la corrupción en los países en vías de desarrollo llega anualmente a los 40.000 millones de dólares.