Los rebeldes maoístas dejaron en libertad el jueves a un guía de turistas italiano al que habían secuestrado hace más de un mes, en un bosque remoto en el este de la India después de que el gobierno estatal aceptara excarcelar a cinco insurgentes.

Paulo Basusco fue secuestrado el 14 de marzo con el turista italiano Claudio Colangelo mientras hacían un recorrido por el estado de Orissa.

Colangelo fue dejado en libertado 11 días después, pero Basusco permaneció secuestrado mientras los rebeldes y el gobierno efectuaban negociaciones.

Basusco dijo que lo trataron bien los rebeldes.

"Estoy bien de salud. No hay nada de qué preocuparse. Me encanta Orissa", expresó Basusco a los periodistas en Bhubaneshwar, la capital del estado.

"Lo primero que quiero hacer es volar a Italia y ver a mi familia", señaló.

Basusco, que ha vivido por más de 12 años en India, administra una empresa turística en la localidad costera de Puri, en Orissa.

Los rebeldes basan su ideología en las ideas del dirigente revolucionario chino Mao Tse-tung. La insurgencia lucha desde hace más de cuatro décadas en diversos estados de India en demanda de tierras y empleos para la gente rural y los pobres.

El primer ministro Manmohan Singh ha calificado a la insurgencia como la mayor amenaza a la seguridad interna de India. Al menos 2.000 policías, extremistas, rebeldes y civiles han perdido la vida en al conflicto.