Dos empleados del gobierno y un policía que los acompañaba murieron en un tiroteo con hombres que al parecer trataron de robarles dinero destinado para un programa de bienestar social en el sureño estado mexicano de Chiapas.

La vocera estatal del Departamento de Desarrollo Social Adriana Bravo dijo que el jefe de un programa federal antipobreza, un empleado de un banco de ahorros del gobierno y el policía resultaron muertos. Las fuerzas del orden buscan a los atacantes e investigan si robaron el dinero.

Los hombres emboscaron a un grupo de trabajadores y una unidad policial el lunes, sorprendiéndoles con armas largas cuando el grupo se dirigía a distribuir dinero en comunidades indígenas en la aldea de Zinacatán, en las montañas de Chiapas, dijo Bravo. Los agentes repelieron el ataque.