El relevista dominicano de los Bravos Cristhian Martínez fue arrestado el lunes en la madrugada y acusado de conducir ebrio después que la policía vio su auto oscilar mientras avanzaba lentamente en una carretera de Atlanta.

Martínez, de 30 años, fue detenido en la interestatal 85 y acusado de bloquear el flujo del tránsito, cambiar de carril en forma inadecuada y conducir bajo la influencia del alcohol después que su nivel de alcohol en la sangre fue registrado en 0,13, dijo Jake Smith, cabo de la policía del condado de Gwinnett. El límite legal en Georgia es de 0,08.

Fue registrado en el Centro de Detenciones de Gwinnett a las 4:24 de la madrugada y puesto en libertad bajo una fianza de unos 1.600 dólares unas horas después.

Martínez es el segundo pitcher de los Bravos de Atlanta en menos de un año en ser arrestado bajo cargos de conducir en estado de ebriedad. Derek Lowe, que ahora lanza para los Indios de Cleveland, fue arrestado por lo mismo en abril de 2011 en Atlanta, pero el cargo le fue retirado unas semanas más tarde.

Martínez está en su tercera temporada en la organización de los Bravos. Había asegurado un sitio en el bullpen de Atlanta después de un buen desempeño en la pretemporada, y se encontraba entre un grupo de varios pitchers que habían regresado a Atlanta antes del fin de los entrenamientos con el fin de prepararse para la campaña regular.