El aumento en el gasto de los consumidores impulsó el viernes al mercado bursátil neoyorquino, que logró su mejor desempeño en un primer trimestre desde 1998.

El promedio industrial Dow Jones subió 66,22 puntos, a 13.212,04. El Standard & Poor's de 500 emisoras aumentó 5,19 enteros a 1.408,47, mientras que el compuesto del Nasdaq tuvo una ligera disminución de 3,79 unidades, a 3.091,57.

En el trimestre, el Dow registró un avance de 8% y el S&P 500 un incremento de 12%, los mejores aumentos de esos índices en 14 años. El Nasdaq tuvo una ganancia de 19%, su mayor desde 1991.

El Departamento de Comercio dijo que el gasto de los consumidores creció en febrero a su ritmo más rápido en siete meses. La contratación laboral, que ha sido favorable en los últimos meses, contribuyó al mayor aumento del empleo en dos años.

Los estadounidenses gastaron más, aunque sus ingresos se han estancado en dos meses al descontarles los impuestos y la inflación. Una parte del incremento en el gasto se ha ido en gasolina, que ahora tiene el precio más alto registrado para esta época del año. La cotización del petróleo aumentó el viernes de nuevo, al subir 23 centavos en Nueva York a 103,02 dólares por barril.

Nueve de cada 10 grupos industriales en el S&P 500 ganaron. La categoría bursátil con el mayor incremento fue la energía, aunque hubo papeles de refinerías que perdieron por los altos precios del crudo. Los títulos de empresas de la salud también avanzaron, principalmente las aseguradoras UnitedHealth Group Inc. y WellPoint Inc. Las acciones tecnológicas bajaron poco.

Es posible que algunas de las compras bursátiles hayan sido impulsadas por los esfuerzos que a finales de trimestre realizan los gerentes de fondos de inversión por ingresar al mercado accionario ahora que éste ha recuperado la popularidad, consideró Jim Russell, director regional de inversiones para la firma US Bank Wealth Management. Y los inversionistas individuales que ha estado dependiendo de los bonos parecen volver también al mercado, dijo.

"Nos sentimos muy alentados de que el inversor minorista deje de tocar una sola tecla del piano, es decir, nada más bonos, y simultáneamente", indicó.

Los títulos con ganancias superaron en una proporción de 3-2 a los perdedores. El volumen en la Bolsa de Valores de Nueva York fue de 3.600 millones de acciones, una pequeña disminución respecto al promedio cotidiano.

El rendimiento en los bonos del Tesoro estadounidense a 10 años aumentó de 2,16% a 2,22%.

Los mercados de acciones en Europa recuperaron terreno luego de una semana vacilante que incluyó una huelga nacional en España. El índice alemán DAX mejoró 1%, el CAC-40 de Francia subió 1,3% y el británico FTSE 100 ganó 0,5%.

Los títulos en Asia actuaron en consonancia con el Nikkei 225 de Japón, que perdió 0,3%.

El euro avanzó medio centavo frente al billete verde para colocarse en 1,3334 dólares.