La canciller colombiana María Angela Holguín expresó el viernes su esperanza de que las liberaciones de 10 uniformados en poder de las FARC no se retrasen para hacerles coincidir con la Cumbre de las Américas, prevista para abril.

La cumbre está prevista para el 14 y 15 de abril en Cartagena, balneario del Caribe colombiano.

La ministra dijo que esperan que los 10 uniformados --seis policías y cuatro militares del Ejército-- "puedan llegar a sus familias de una manara normal sin ningún tipo de show".

"Y el hecho de que sea el momento de la cumbre de las Américas, con los presidentes aquí, pues sí sería, yo diría por lo menos, pues, lamentable, hacer un show de estos", añadió la canciller en declaraciones a reporteros en su despacho.

La ex senadora Piedad Córdoba, a quien las FARC han entregado una veintena de secuestrados desde enero del 2008 a inicios del 2011, ha confirmado que la liberación se realizará en dos grupos, primero el lunes próximo y una segunda entrega el miércoles 4 de abril.

Pero como las rebeldes Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) anunciaron las primeras liberaciones de esos uniformados en diciembre y luego en febrero y más tarde Córdoba dijo que serían el 30 de marzo, en el gobierno del presidente Juan Manuel Santos distintos voceros han manifestado su deseo de que no se produzcan retrasos.