El presidente Hugo Chávez retornó cerca de la medianoche del miércoles a Venezuela, procedente de La Habana, luego de concluir la primera ronda de radioterapia como parte de un tratamiento que procura evitar que crezcan y se reproduzcan células malignas tras la extirpación de un segundo tumor canceroso detectado en febrero.

En una declaración transmitida por la estatal Venezolana de Televisión, Chávez anunció que "aterrizamos a las 11.59 (p.m.)" en el aeropuerto internacional Simón Bolívar, a unos 20 kilómetros de Caracas.

Tras la pregunta de Mario Silva, uno de los conductores del programa de tertulias televisivas nocturnas "La Hojilla" sobre su estado de salud, el mandatario encorvó su brazo en señal de fortaleza y afirmó "Mira como estoy" y soltó una carcajada.

Relató que antes de emprender su vuelta al país, el propio miércoles en la noche se sometió "a la quinta sesión de radioterapia, tu sabes un bombardeo de rayos contra el mal".

Fueron "cinco jornadas consecutivas, la del sábado por la noche iniciamos la primera (sesión de radiación)... ahora (luego de las cinco sesiones) hay dos días de intermedio, de descanso, y continuamos el sábado, (con cinco (sesiones) más", indicó.

"Yo he resistido muy bien, gracias a dios, el tratamiento, en esta primera jornada (ciclo) y esperemos que así sea la próxima", manifestó. "Estoy bien, me siento (bien), recuperándome además de la operación hace apenas, 40 días, ni siquiera van 40 días".

Chávez insistió que el próximo fin de semana espera retomar a Cuba para una nueva serie de radioterapia y que de ser necesario tiene la flexibilidad de regresar al país luego de cada día de tratamiento.

"Son cinco series lo que está planificado, así va a ser; además tenemos mucha flexibilidad, incluso yo pudiera... el sábado salir a las cinco de la tarde, estar allá a la medianoche, hacerme la media hora de tratamiento y regresar" inmediatamente después, expresó.

"No he pensado hacerlo; pero si hiciera falta" lo haría", enfatizó.

"Esta previsto que el sábado podemos irnos y lo más probable que yo pase otra vez cuatro días y regrese, pero ante cualquier necesidad (por sus obligaciones como presidente) me vengo y este aquí", añadió.

El mandatario fue operado el pasado 26 de febrero en La Habana de una lesión de dos centímetros que le apareció en la misma región pélvica donde hace nueve meses le extirparon otro tumor canceroso.

En junio del año pasado Chávez se sometió a dos intervenciones en Cuba para atenderse un absceso pélvico y un tumor canceroso.

Entre julio y septiembre al mandatario le aplicaron cuatro fases de quimioterapia en La Habana y Caracas. Al finalizar el tratamiento, que le hizo perder el cabello y aumentar de peso, Chávez anunció en octubre que estaba curado y que ya no tenía células cancerosas en el cuerpo.

Aunque ha declarado profusamente sobre su estado de salud, el mandatario nunca ha precisado el tipo de cáncer que tiene, donde fue localizado y cuales son los pronósticos médicos.

Poco antes de su quinta sesión de radioterapia y pocas horas antes de salir rumbo a Caracas, el gobernante relató que paseó por La Habana en compañía de Fidel Castro, quien le contó sobre su encuentro con el papa Benedicto XVI.

Contó que Fidel ni siquiera bajo del automóvil y le dijo "vengo a invitarte a pasear", y a continuación le comentó que "vengo de ver al papa... me contó su experiencia" con el sumo pontífice fue "muy positiva".

El legendario líder cubano "le hizo un reconocimiento al Papa", al resaltar que a pesar de avanzada edad "cumple una agenda muy cargada".

Síguenos en twitter.com/foxnewslatino
Agréganos en facebook.com/foxnewslatino