Liverpool jugará un amistoso contra la Roma el 25 de junio en el estadio de béisbol Fenway Park en Boston.

El partido formará parte de los festejos por los 100 años del estadio donde juegan los Medias Rojas.

Liverpool fue comprado en 2010 por Fenway Sports Management, una compañía estadounidense que también es dueña de los Medias Rojas, mientras que un grupo de cuatro empresarios de Boston cerró un trato en agosto para adquirir a la Roma.

El nuevo presidente de la Roma, Thomas DiBenedetto, también es socio del grupo Fenway.

"En sus 100 años de historia, Fenway Park ha sido escenario de los mejores eventos deportivos, y un partido entre Liverpool y la Roma — dos de los clubes más reconocidos y respetados en el mundo — es una forma apropiada de... mostrarle nuestro estadio al público internacional", dijo el dueño de Liverpool, John Henry.