Kobe Bryant vuelve a ser quien cierra el encuentro.

Dos días después de que fuera sentado en la banca al final de la derrota a domicilio en contra de Memphis, Bryant consiguió el martes un par de encestes en los últimos 64 segundos para finalizar con 30 puntos para guiar a los Lakers de Los Angeles a superar 104-101 a unos Warriors de Golden State con varias lesiones.

Bryant falló sus primeros dos tiros en el período final antes de alzarse dos veces frente a un par de defensores para encestar difíciles tiros desde la esquina. El primero empató el partido y el segundo dio a los Lakers la ventaja definitiva con 32 segundos por jugarse.

El ex alero de los Warriors Matt Barnes anotó 28 puntos y consiguió 10 rebotes, y el español Pau Gasol sumó 19 puntos y 17 tableros para darle a Los Angeles su tercera victoria en cuatro partidos.