Fuera del programa oficial, un grupo de mariachi dedicó la noche del domingo una serenata al Papa Benedicto XVI que salió conmovido del lugar en el que se hospeda y tras agradecer el entusiasmo aseguró que "México siempre estará en mi corazón".

Al final de una larga jornada en la que ofició una misa masiva y se reunió con obispos del continente americano, el Pontífice se retiró al Colegio Miraflores a descansar y unos minutos después un mariachi se apostó a las fueras del lugar y comenzó a entonar canciones mexicanas ante la mirada de decenas de fieles que permanecían en el lugar.

Para la sorpresa de la feligresía, el Papa apareció por la puerta del colegio y arrancó gritos de júbilo.

Una integrante del mariachi le obsequió un sombrero charro blanco con motivos amarillos, el cual se colocó de inmediato, entre la emoción de la gente.

"Muchas gracias por este entusiasmo. Estoy muy feliz de estar con ustedes", dijo el Papa en italiano luego de saludar a cada uno de los mariachis.

"He hecho muchos viajes, pero nunca me habían recibido con tal entusiasmo", afirmó el Pontífice, de 84 años.

Dijo que por muchos años ha rezado por México, pero "ahora voy a rezar aún más".

El Pontífice dijo que "ahora puedo entender por qué Juan Pablo II decía 'siento que soy un Papa mexicano", una frase que desató aún más la euforia de la gente, que en respuesta le gritó "¡Benedicto, hermano, ya eres mexicano!", una frase que lo ha acompañado desde que piso el viernes por primera vez tierras aztecas.

Antes de volver al interior del Colegio Miraflores dijo que estaba muy feliz con ese encuentro, pero debía retirarse porque el lunes tendrá un día muy ocupado.

Benedicto XVI, quien en sus casi siete años de pontificado viajó por primera vez a México, partirá el lunes de un país que le ha dado una cálida bienvenida y de inmediato viajará hacia Cuba para continuar su visita apostólica por territorio de habla hispana en Latinoamérica.

Su antecesor, Juan Pablo II, estuvo en México en cinco ocasiones y fue el primer país del extranjero que visitó.